domingo, 22 de abril de 2012

Sola en medio de un montón de gente.

Ya todo estaba de más.. aquellas palabras que un día le regalaron ya no servían de nada. Esos "para siempre" se habían ido con el viento, esos "nunca te dejaré sola" ya no salían de la boca de nadie. Era la primera vez que se sentía tan mal, tan sola.. y aquellas palabras le venían una vez y otra y otra y otra.. a su cabeza, y cada vez que se pronunciaba la primera palabra, una lágrima caía por su rostro. Todos se habían ido, y no sabía el por qué, solo sabía que de una manera u otra, ya no estaban a su lado. ¿Qué había echo? ¿Había sido por su culpa? ¿Por qué ahora? Eran muchas preguntas, pero todas ellas sin respuesta. Lo único que sabía es que tendría que aprender a vivir sola, a sonreír sin motivos, a contarle sus problemas a un trozo de papel, ya que ahora sí, se encontraba sola en medio de un montón de gente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario